ConfutatisWeb

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
Home Discos Discos MISERERE

MISERERE

E-mail Imprimir PDF

miserere

Como en una recreación musical del bíblico salmo 50, esta Misericordia sonora y excelsa, estos  sonidos puros y eternos, la vida y la muerte se entrelazan en la cabeza de Mozart hasta producir de forma cristalina todas las notas de una salmodia eterna. Este disco es un auténtico clasico de la Semana Santa; agotado comercialmente en casi todos los lugares de referencia, es un lujo conseguirlo pues las versiones del Concentus musicus de Viena son de una pureza que llega a emocionar. Lacrimosa del Requiem, siempre escalofriante, el Agnus Dei de la Misa solemne, Laudate dominum y un amlio recorrido por las Arias sacras de quien entendió la vida y la muerte como una dualidad abrazada en un tránsito siempre eterno. Un disco irrepetible, para la eternidad que encuentra en la Semana Santa el clima idóneo para volver a sonar un año más.

Última actualización el Domingo, 15 de Mayo de 2011 09:36  

Asociados


Newsflash

kavafis

 Conocido y estudiado siempre por su poesía, las prosas de Cavafis son en sí un complemento magnífico para el conocimiento de la personalidad del autor, de su tiempo y de esa Alejandría siempre mítica que camina en la historia,  siendo cruce de caminos entre oriente y occidente, entre lo árabe y lo griego, entre el ser y la nada.

 

Kavafis eterno, sus prosas no tienen desde luego el interés de su producción poética; algunos textos, meros diarios, otros, impresiones que no conforman un cuerpo definido en su producción literaria. Pero esas prosas recopiladas por Tecnos-Alianza, son el aderezo imprescindible para la comprensión de la personalidad de un autor que cabalga entre dos mundos: lo clásico, que se reviste siempre de esa melancolía que conforma un modo de acercarse a lo arcano; y lo moderno, con esos tiempos que cambian constantemente aniquilando el mundo de ayer, que recreó Zweig con idéntica melancolía. Los textos, son una amalgama de impresiones, exposiciones, teorías, y esa curiosa obsesión cavafiana por las medidas térmicas. Margarite Yourcenar ya lo hizo notar en su "A beneficio de inventario", Cavafis adora las temperaturas y demás mediciones. Hacer constar la edad de su protagonista, los grados al comenzar el día, al atardecer, a todas horas, dotan a los textos de veracidad meteorológica, no exenta de simpatía; de realidad extrema. Lejos de la anécdota, las prosas ayudan a ubicar con extrema exactitud a Cavafis, en su mundo, en su eterna circunstancia, siempre cambiante, en sus estados de ánimo pero inmutable en su realidad;  nos permiten ver su vida más allá de la Rue Lepsius, conforman la realidad privativa de un hombre que a veces se nos puede diluir entre los textos de Forster o Durrell. Cavafis, el alejandrino, el griego, el inglés, todo a un tiempo son estas prosas, ejemplarmente recopiladas.